OBRA A FONDO

SANPERE 47, releyendo el ensanche

SANTPERE47 es uno de los primeros proyectos de reforma de un apartamento en Barcelona, que el estudio Miel Arquitectos realizó entre 2007 y 2008. Con una superficie de 105 m2, esta vivienda consigue recuperar parte de su historia y sus energías remanentes gracias al especial interés de los arquitectos en dialogar con lo existente y las nuevas necesidades, con el objetivo de crear un espacio de vida óptimo.

SANPERE 47, releyendo el ensancheMiel Arquitectos

Share This

  • linkedin
  • google+

SANTPERE47 es uno de los primeros proyectos de reforma de un apartamento en Barcelona, que el estudio Miel Arquitectos realizó entre 2007 y 2008. Con una superficie de 105 m2, esta vivienda consigue recuperar parte de su historia y sus energías remanentes gracias al especial interés de los arquitectos en dialogar con lo existente y las nuevas necesidades, con el objetivo de crear un espacio de vida óptimo.






La reforma del piso SANTPERE47 es una relectura de la estructura espacial del típico piso del ensanche barcelonés del siglo XIX, sucesión de estancias aisladas y patios desconectados. Fue leyendo el piso cuando los arquitectos, Elodie Grammont y Miguel Ángel Borrás, descubrieron una coincidencia geométrica en la trama cartesiana, un eje diagonal que reseguía los huecos de la puerta de entrada, de un portal intermedio y de uno de los ventanales enfrentados a la calle.









Dos guías doradas resiguen los cuerpos que se deslizan a ambos lados de la diagonal, dos guías tecnificadas que soportan el paso de cableado, iluminación, el paso de puertas y hasta una escalera deslizante. Estas líneas doradas establecen una división horizontal en el piso: hasta los 2,20 m discurre el espacio habitable y por encima flota el espacio regalado, espacio que tiene otra escala y organiza altillos de almacenaje, botelleros, la entrada de luz cenital en el baño o una estancia polivalente.





SANTPERE47 entabla un diálogo fresco con sus orígenes que se descubre entre el artesonado dorado del salón y la danza de gotas de agua iluminada, en la experiencia táctil de las vigas de madera que soportan el piso al alcance de tus manos en el altillo o en la escalera-mueble que asciende a él formada por el mosaico recompuesto del antiguo salón, cuyo reflejo se multiplica a modo de alfombra mágica.  



Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.