Arquitectura Sostenible

La escuela Baan Nong Bua de Jun Sekino: arquitectura después de la catástrofe

Un gran ejemplo de arquitectura de bajo presupuesto llevada a cabo gracias a la cooperación entre lugareños y técnicos

La escuela Baan Nong Bua de Jun Sekino: arquitectura después de la catástrofeLa escuela Baan Nong Bua de Jun Sekino: arquitectura después de la catástrofe

Share This

  • linkedin
  • google+

Un gran ejemplo de arquitectura de bajo presupuesto llevada a cabo gracias a la cooperación entre lugareños y técnicos

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_1.jpg

Vista exterior de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_2.jpg
Vista exterior de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

Tras el destructivo terremoto que asoló la provincia tailandesa de Chiang Rai el 5 de mayo de 2014, se puso en marcha un programa orientado a recuperar las escuelas afectadas por la catástrofe con el fin de construir varios pabellones de bajo presupuesto que pudieran resistir futuros sismos. De estos nueve proyectos diseñados por nueve arquitectos tailandeses emergentes, la escuela de Baan Nong Bua será la propuesta desarrollada por el equipo de Jun Sekino, que tiene sede en Bangkok.

 

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_3.jpg
Acceso de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_4.jpg
Fachada lateral de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

Baan Nong Bua es una escuela elemental para niños de entre 5 y 10 años. Su sencillo programa consiste en cuatro aulas de 48 m2, un corredor de acceso y un gran vestíbulo semiabierto con espacio libre para el ocio de los niños. La disposición de las aulas responde a posibles modificaciones que necesiten realizarse por parte de los usuarios, pudiendo, por ejemplo, fusionarse dos aulas a través del desmontaje del tabique separador compuesto por varios paneles prefabricados. Esta idea flexible del espacio se combina con elementos tradicionales de la arquitectura local, como pueden ser lugares específicos para guardar los zapatos, tal y como marca la cultura tailandesa, que exige descalzarse a los invitados antes de acceder al interior de los edificios. 

 

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_5.jpg
Dibujo axonométrico del ensamblaje de los elementos de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_6.jpg
Planta de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

El diseño del edificio responde a tres condicionantes fundamentales: el clima del norte de Tailandia, la actividad sísmica y el bajo presupuesto. Para garantizar un buen funcionamiento climático se toma como referencia la arquitectura rural de la zona, que incorpora elementos tales como grandes aleros extendidos y porches que permiten la entrada de luz, pero al mismo tiempo garantizan la existencia de sombra permanente y la circulación libre del aire. A su vez, el edificio se eleva sobre el suelo para mantenerse protegido del agua en caso de inundación.

 

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_7.jpg
Porche y aula de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_8.jpg
Porche de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_9.jpg
Porche de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

La solución constructiva del edificio está orientada a absorber la vibración en caso de terremoto y a una puesta en obra rápida y eficaz, en la que se genere la menor cantidad de residuos posible. Se opta así por una estructura de acero, a modo de esqueleto flexible, combinada con materiales prefabricados y locales para realizar las cubriciones con montajes en seco. El resultado es un edificio ligero y permeable que juega con el contraste de opacidades entre los paneles prefabricados de cemento y madera, y una piel semitransparente de policarbonato y bambú.

 

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_10.jpg
Aula de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_11.jpg
Galería de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

Para la ejecución material del proyecto ha sido fundamental la cooperación entre todos los lugareños, así como la labor de una red denominada Diseño sin fines de lucro para Desastres (D4D). La Asociación de Arquitectos Siameses aportó su apoyo técnico y financiación, y la Asociación de Contratistas tailandeses puso en contacto a las empresas de construcción. Por su parte, el Instituto de Ingeniería de Tailandia y la Asociación de Ingenieros Consultores de Tailandia garantizaron el soporte de la ingeniería.

 

arquitectura_baan_nong_bua_junsekino_13.jpg
Detalle de la estructura y los acabados de la Escuela Baan Nong Bua, Jun Sekino

 

Imágenes: Spaceshift Studio


 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.