GRANDES DESPACHOS

Geoffrey Bawa y el Parlamento de Sri Lanka

Deshamanya Geoffrey Manning Bawa, Friba (1919 – 2003) fue sin duda el arquitecto sri lankés más importante de su país y uno de los más influyentes arquitectos asiáticos de su generación. Es el principal representante del movimiento que hoy conocemos como 'modernismo tropical'. Geoffrey Bawa, nacido en 1919, era hijo de B. W. Bawa, un exitoso abogado de descendencia inglesa y de Bertha Schrader, descendiente de una familia de origen alemán, escocés y cingalés. Tras una larga carrera en el mundo de la arquitectura basada en la reinterpretación de las tipologías vernaculares y la integración de sus edificios en su entorno, llegó a convertirse en una figura de reconocido prestigio internacional, lo cual le llevaría a recibir el encargo para la construcción de la obra más importante de la arquitectura contemporánea de su país, el nuevo Parlamento nacional de Sri Lanka.

Geoffrey Bawa y el Parlamento de Sri LankaGeoffrey Bawa

Share This

  • linkedin
  • google+

Deshamanya Geoffrey Manning Bawa, Friba (1919 – 2003) fue sin duda el arquitecto sri lankés más importante de su país y uno de los más influyentes arquitectos asiáticos de su generación. Es el principal representante del movimiento que hoy conocemos como 'modernismo tropical'. Geoffrey Bawa, nacido en 1919, era hijo de B. W. Bawa, un exitoso abogado de descendencia inglesa y de Bertha Schrader, descendiente de una familia de origen alemán, escocés y cingalés. Tras una larga carrera en el mundo de la arquitectura basada en la reinterpretación de las tipologías vernaculares y la integración de sus edificios en su entorno, llegó a convertirse en una figura de reconocido prestigio internacional, lo cual le llevaría a recibir el encargo para la construcción de la obra más importante de la arquitectura contemporánea de su país, el nuevo Parlamento nacional de Sri Lanka.

El nuevo Parlamento de Sri Lanka, situado en Kotte y completado en 1982, es un grupo asimétrico de pabellones cubiertos mediante tejados de cobre sostenidos por columnas de piedra y madera que 'flotan' sobre un lago artificial a modo de antiguos templos o palacios reales. La parcela, situada en mitad de antiguo pantano reconvertido en lago, se encuentra sobre una pequeña isla inundada por la vegetación a la que se accede a través de una larga pasarela que sitúa en su punto de fuga el actual edificio.

Enmarcados dentro de esta sugerente escenografía, los cinco pabellones que componen esta singular configuración asimétrica albergan los diferentes órganos del parlamento entre los cuales la Cámara Baja, foco del poder legislativo y ubicada en el pabellón principal, así como otros órganos administrativos y comités situados en los pabellones secundarios.

Bawa concibe el Parlamento como una isla rodeada por grandes jardines, parques y equipamientos públicos que sitúa el propio edificio como punto final de un eje urbano de 8 kilómetros de longitud partiendo del parque Viharamadhadevi de Colombo, entendido como un paseo o 'promenade architecturale' que engloba el Ananda Coomaraswamy Mawatha, Horton Place o el Castle Street, principales centralidades de la capital sri lankesa.

Los techos en cascada del conjunto parlamentario fueron diseñados para ser vistos como unos elementos flotantes en mitad del paisaje desde una distancia de dos kilómetros. El acceso al edificio, pensado como punto de llegada de un recorrido experimental a través de una secuencia de espacios controlados, se produce a través de una larga pasarela que desemboca en una plaza pública amenizada con láminas de agua y cascadas que nos lleva hasta unas grandes escalinatas que permiten el acceso directo hasta la Cámara principal y que terminan en la Speaker's Chair.

El objetivo del diseño de Geoffrey Bawa para el Parlamento de Sri Lanka fue crear un monumento accesible, un símbolo potente de la democracia capaz de trascender sobre las fuertes diferencias étnicas, lingüísticas y religiosas, causantes de innumerables conflictos bélicos en la historia del país, para lograr un equilibrio que pudiese contribuir al bienestar de los ciudadanos. Para lograr este fin, el arquitecto se valió de referencias históricas reinterpretadas de manera abstracta sin recurrir a símbolos cingaleses, tamiles, budistas, hinduistas o musulmanes, para diseñar un edificio en el que todas las personas olvidaran sus diferencias y se sintieran identificadas como ciudadanos de Sri Lanka.

 

 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.