GRANDES DESPACHOS

Edificio Mediapro en el Campus Audiovisual de Barcelona, OAB

El edificio Mediapro, finalizado en 2008 por el estudio OAB en Barcelona, está concebido como la primera pieza de una secuencia que finaliza en la torre Agbar. El edificio gira su testero y se coloca frontalmente hacia la Diagonal, convirtiendo lo casual del escorzo en una fachada respetuosa alineada con la avenida Diagonal.

Edificio Mediapro en el Campus Audiovisual de Barcelona, OABCarlos Ferrater

Share This

  • linkedin
  • google+

El edificio Mediapro, finalizado en 2008 por el estudio OAB en Barcelona, está concebido como la primera pieza de una secuencia que finaliza en la torre Agbar. El edificio gira su testero y se coloca frontalmente hacia la Diagonal, convirtiendo lo casual del escorzo en una fachada respetuosa alineada con la avenida Diagonal.




El volumen se perfora en sus cuatro primeras plantas para dar final a la calle Bolivia y focalizar la perspectiva urbana, mientras que la torre, con su primer desplazamiento de voladizo, construye una arista que le otorga tensión y carácter.



En un nivel inferior y coincidiendo con el zócalo del edificio vecino, la torre desvía su alineación, genera un nuevo plano, construye la fachada frontal a la Avenida Diagonal y permite abrir las visuales del edificio colindante.





En sus plantas superiores, el edificio busca en diagonal la arista superior de la torre, otorgando con su geometría un final escultórico y la interacción de las dos alineaciones genera un juego dinámico de sombras.



El cuerpo bajo o zócalo, penetra bajo la torre y con su fachada transparente da lugar a un nuevo espacio público, una plaza triangular. En torno a ella, el edifico se convierte en una escultura respetuosa y atenta a las solicitaciones urbanas.





La torre de oficinas ofrece una gran flexibilidad de uso gracias a la inexistencia de pilares o estructuras intermedias que permiten unas plantas diáfanas. Una única y repetida ventana, desarrollada en continuidad en todas las fachadas, ofrece una buena iluminación y vistas desde cualquier punto de la torre y una gran versatilidad de distribución interior. Los vidrios en el interior de la retícula evitan el deslumbramiento y quedan protegidos de la insolación directa, del agua y de la suciedad.





La diferente configuración de las distintas plantas permite una cierta espacialización funcional de los programas, quedando ubicadas producción y docencia audiovisual en el cuerpo bajo y gestión empresarial en la torre.





La estructura pintada en un color bronce acerado al igual que los finos cercos metálicos de las ventanas, que cierran los huecos de la estructura, matiza las diferentes luces, adquiriendo así la torre un aspecto sensitivo y potente.





El paramento anterior del zócalo con un despiece de grandes vidrios conforma una fachada urbana y deja entrever, gracias a su transparencia, la vida del edificio y las circulaciones del público.





En la calle lateral, en el cuerpo bajo que se alinea con la antigua fábrica, se cierra con paneles metálicos con distintos grados de perforación, que con un acabado en tonos más dorados, ofrece a la ciudad un carácter amable con el tratamiento horizontal de sus pieles que contrastan con la contundencia formal de la estructura vertical de la torre.



 



Arquitectos Carlos Ferrater, Xavier Martí Galí, Patrick Genard. OAB



Fotografía por Aleix Bagué

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.