HISTORIA DE LA ARQUITECTURA

Depósito de las Aguas-Biblioteca UPF de Barcelona, por Clotet-Paricio Arquitectos

La Ciutadella es el primer parque público diseñado en la ciudad de Barcelona tras el derribo de las murallas. Concebido como un aparador monumental por sus jardines de inspiración inglesa y francesa, un gran lago y una imponente cascada, debe el funcionamiento de sus juegos de agua y vegetación a unas infraestructuras que quedan escondidas a los ojos del visitante. Una de ellas es el Depósito de las Aguas, creado para abastecer la cascada y permitir el riego del parque.

Depósito de las Aguas-Biblioteca UPF de Barcelona, por Clotet-Paricio ArquitectosDepósito de las Aguas de Barcelona

Share This

  • linkedin
  • google+

La Ciutadella es el primer parque público diseñado en la ciudad de Barcelona tras el derribo de las murallas. Concebido como un aparador monumental por sus jardines de inspiración inglesa y francesa, un gran lago y una imponente cascada, debe el funcionamiento de sus juegos de agua y vegetación a unas infraestructuras que quedan escondidas a los ojos del visitante. Una de ellas es el Depósito de las Aguas, creado para abastecer la cascada y permitir el riego del parque.

Arquitectura-Depósito de las Aguas-Barcelona

Reconvertido en 1999 en Biblioteca General de la Universitat Pompeu Fabra, el dipósito se encuentra fuera del recinto de la Ciutadella, entre las calles Ramon Turró, Wellington y Llull. Se trata de un edificio de planta cuadrada que soporta un estanque de agua en su parte superior, a 18,5 metros de altura, el cual le confiere la presión hidráulica necesaria para impulsar la cascada. El maestro de obras Josep Fontserè (1829-1897) fue el encargado de la creación de esta pieza en el 1874, que sería pensada para quedar oculta.

Arquitectura-Depósito de las Aguas-Barcelona

El Depósito de la Ciutadella es un cuadrilátero de 67 metros de lado y 19 de altura. La estructura es tradicional, de ladrillo, humilde y alejada de los pilares de fundición utilizados en la época. Sus muros interiores tienen un metro de grosor, y para aligerarlos, fueron perforados y terminados en arco.

Fontserè se inspiró en un referente arqueológico: la piscina romana Mirabilis, en el golfo de Nápoles, que abastecía la flota imperial de agua potable, pero mientras en el ejemplo italiano el agua se encontraba en el interior del edificio, Fontserè dispuso la piscina, con capacidad para almacenar 13.000 toneladas de agua, en su parte superior.

Arquitectura-Depósito de las Aguas-Barcelona

Tras varios cambios de uso a lo largo de su historia, la remodelación de la ciudad para los Juegos Olímpicos promovió la recuperación del depósito, que fue comprado por la Universitat Pompeu Fabra para ubicar su biblioteca. Los arquitectos Lluís Clotet e Ignacio Paricio abordaron una rehabilitación que eliminaba todos los elementos superficiales para hacer lucir la estructura en todo su esplendor.

Arquitectura-Depósito de las Aguas-Barcelona

La sala actual tiene aspecto catedralicio y minimalista, y conjuga espacios domésticos de lectura con salas de representación monumental. La luz penetra por los ventanales y por cinco claraboyas abiertas que vacían la cubierta original y que, además, permiten la visión del agua del piso superior.

Arquitectura-Depósito de las Aguas-Barcelona

La piscina fue mantenida, con un doble fondo y capacidad reducida a 4.000 m³ para aligerar el peso del edificio. Un pasadizo subterráneo comunica la biblioteca con el edificio Jaume I de la UPF. Todavía falta por ejecutar una parte de la intervención en el edificio, que cuando esté finalmente completado podrá acoger 300.000 libros y 700 puestos de lectura.

Arquitectura-Depósito de las Aguas-BarcelonaArquitectura-Depósito de las Aguas-Barcelona

Autor: Josep Fontserè, Lluís Clotet, Ignacio Paricio

Ubicación: Barcelona

Fuente: Josep M. Montaner, Isabel Aparici

Fotografía: Simón García

 

Insertar comentario
3 Comentarios
Imagen de Anónimo
Depósito de las Aguas-Biblioteca UPF de Barcelona, por Clotet-Paricio Arquitectos

¿Y a esa "piscina" (cisterna, en realidad) a nadie se le ocurrió darle ese uso, de piscina? ¿No puede hacerse allí una instalación deportiva? Lo mas caro, estructura e instalación de aguas, ya está hecho. No tiene que ser necesariamente de medidas reglamentarias. Para hacer deporte todo el verano, para los estudiantes o público en general. Por lo que se ve, ahora solo sirve de aparcamiento de gaviotas. ¿Tan poco profunda es?

Imagen de mbusca
Depósito de las Aguas-Biblioteca UPF de Barcelona, por Clotet-Paricio Arquitectos

#1 Buenos dias Camilo, es una interesante reflexión, la propondremos al autor del articulo y esperamos poder profundizar el tema.

Gracias.

Un saludo.

¿Y a esa "piscina" (cisterna, en realidad) a nadie se le ocurrió darle ese uso, de piscina? ¿No puede hacerse allí una instalación deportiva? Lo mas caro, estructura e instalación de aguas, ya está hecho. No tiene que ser necesariamente de medidas reglamentarias. Para hacer deporte todo el verano, para los estudiantes o público en general. Por lo que se ve, ahora solo sirve de aparcamiento de gaviotas. ¿Tan poco profunda es?

Imagen de mbusca
Depósito de las Aguas-Biblioteca UPF de Barcelona, por Clotet-Paricio Arquitectos

#1

Responde el autor:

Entendemos que la razón por la que no se ha planteado esa posibilidad es por razones de seguridad y por la dificultad de acceso y la falta de espacio para estar, así como zonas de vestuario, personal, cuartos de instalaciones, etc... 

Aún así, es una propuesta fantástica que debería ser estudiada. Saludos y gracias por tu comentario.

¿Y a esa "piscina" (cisterna, en realidad) a nadie se le ocurrió darle ese uso, de piscina? ¿No puede hacerse allí una instalación deportiva? Lo mas caro, estructura e instalación de aguas, ya está hecho. No tiene que ser necesariamente de medidas reglamentarias. Para hacer deporte todo el verano, para los estudiantes o público en general. Por lo que se ve, ahora solo sirve de aparcamiento de gaviotas. ¿Tan poco profunda es?

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.